viernes, 22 de febrero de 2013

Purpurina, turquesa y rosa

El otro día me enamoré de una falda joya. Fue entrar en la tienda y sólo tener ojos para ella, desapareció todo a mi alrededor.





Así qué ya está en mi armario y para estrenarla, había que hacer una manicura a juego. Allá vamos paso a paso:

1. Una capa de negro, turquesa y rosa.



2. Las temidas medias lunas. Puedes usar pegatinas y demás trucos, yo me la he jugado y lo hice a pulso. El resultado: regulero, pero no pasa nada, sabemos el truqui de usar un palillito con un poco de laca de uñas en la punta para corregir nuestros pequeños errores.




3. Una última capa de laca negra con purpurina y ¡listo!